Yvan

Photobucket

sábado, 5 de febrero de 2011

La cuestión de las aguavivas


Es indudable que una de las plagas más molestas del verano son las aguavivas, o como a mí me gusta denominarlas "las palomas del mar".
La consistencia gelatinosa de estos seres me hace desconfiar y me despierta ciertas interrogantes: ¿son agua o son vivas? Sus características me recuerdan a un cerebro humano, ¿pero acaso piensan? ¿Son conscientes del daño que nos hacen al picarnos?

Estos planteamientos no me surgieron sino hace pocos días, donde en la costa uruguaya fui testigo de un verdadero ataque de medusas. No había centímetro de arena costera que no estuviese cubierto por alguno de estos malignos seres.

Observé el curioso comportamiento que los niños tienen frente a este plaga. A su mirada inocente, estos bichos vendrían a ser el equivalente a un pote de play dough. Les tiran arena, las tocan con palitos, las usan como decoración para sus castillitos, se las tiran unos a los otros cual bombita de agua en carnaval, etc.

Entonces fue que me invadió la compasión. ¿Por qué perturbar a estas criaturas de la naturaleza, si somos nosotros, los seres humanos quiénes invadimos su habitat?

Por ende, se me ocurrió una gran variedad de usos útiles que podrían tener las aguavivas en el mundo real, en lugar de molestarlas sin razón aparente.

He aquí las nuevas funciones que propongo para las aguavivas:

- Ponerla en el freezer, congelarla, para luego poner en la heladerita que llevamos a la playa para que mantengan fríos nuestros alimentos.

- Despertador: ¿Acaso alguien se despierta con la alarma del celular? Todos sabemos que lo terminamos tirando al piso provocando una inevitable llegada tarde. ¡Qué mejor que despertarse con una agua viva en la cara para empezar el día pila pila!

-Elemento de defensa personal: Chicas, ¿para qué cargar con un pequeño frasco de gas paralizante cuando no tenemos la certeza si realmente paraliza? Una aguaviva en los pantalones dejará al atacante completamente inmovilizado

- Como almohada de viaje. Nada más cómodo que apoyar la cabeza en aguaviva, sea en auto, avión o tren.

En fin, he aquí algunos de los tantos ejemplos de nuevas tareas para las aguavivas. Así que la próxima vez que esté en la playa, no dude. Tome una aguaviva, llévesela para su casa, dele trabajo.


3 comentarios:

Sophie dijo...

¡Qué mejor que despertarse con una agua viva en la cara para empezar el día pila pila!

Una vez, tuve el dudoso honor ._. de tener una agua viva en mi cara... te lo regalo ._.

Y nada, sólo decirte que las odio, que no tienen cerebro -no lo tienen, lo estudié en biología u.u- y que es la única especie que extinguiría (? bah, los mosquitos le hacen competencia...

hablando en serio, me hiciste reir xD
beso!

sitocorock dijo...

Hola! ajaja me mato lo del agua viva! que feas son! y tu comentario lo del objeto punzante ajajaj saludos!!!!

fab dijo...

macabramente, este post me hizo pensar en que, caso hipotetico, invitasemos a cenar a presunto archienemigo y le sirviesemos un suculento appetizer de aguaviva horneada con un toque de ajo y pereijl haciendola pasar por un sofisticadisimo platillo frances... que pasaria? pa mi que se muere. encontre otro uso?

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...